Quiebra en Wall Street y en los corazones de los ejecutivos

https://i0.wp.com/ceirberea.blogdiario.com/img/wall-street.jpg

Bolsa de Valores de Nueva York (NYSE) en Wall Street.

Lunes 06 de Octubre del 2008
Sociedad
Estados Unidos

NUEVA YORK, Estados Unidos (PulsoCristiano / ACPress.net) La crisis financiera de Estados Unidos quiebra bancos y corazones en la ‘meca’ del capitalismo. “La manera en que los cristianos respondan a la crisis (financiera de los Estados Unidos) será una evidencia de su sabiduría, coraje, integridad y compasión tanto por los poderosos como por los humildes”. De esta manera evaluó la revista Christianity Today la responsabilidad de los cristianos vinculados al principal centro financiero mundial frente a la serie de quiebras bancarias, derrumbes de cotizaciones y bancarrotas ocurridas en las últimas semanas.

Un ejecutivo del sector financiero le dijo a la publicación evangélica: “Nuestra reacción dará respuesta a la cuestión de ‘quién es Jesús en medio de Wall Street’.”

ORACIÓN EN WALL STREET

El informe “En la crisis, Wall Street se vuelve a la oración” publicado el 29 de septiembre pasado, Mac Pier, del New York Leadership Center, destacó que los operadores bursátiles que lo llamaron por teléfono en las últimas semanas estaban aturdidos.

“Les resultaba desconcertante la velocidad de los acontecimientos”, aseguró. Para la publicación norteamericana, la “respuesta espiritual” que deberán poner en marcha los dirigentes cristianos del país “traerá reminiscencias a la respuesta dada por el ataque terrorista del 9/11” del 2001.

https://i0.wp.com/ceirberea.blogdiario.com/img/wall_street1.jpg

Agentes de bolsa trabajan en el parqué de la Bolsa de Nueva York, Estados Unidos.


A. J. Rice, director ejecutivo de la firma Pomeroy Capital, recibió muchas llamadas, varias de ellas provenían de amigos del quebrado banco de inversión Lehman Brothers, que estaban angustiados por la desolación de sus colegas. Uno de ellos le dijo: “Nunca vi hombres grandes llorar de esa manera”. Un consultor de varias compañías financieras le relató a la publicación que un amigo lo llamó pidiéndole auxilio: “Necesito verte para que hablemos de corazón a corazón”.

DE LA BOLSA AL CULTO

El 22 de septiembre, tras un ajetreado fin de semana para la administración Bush que buscaba apoyo en el Congreso para su plan de salvación económica mediante 700.000 millones de dólares, muchos cristianos comenzaron a organizar reuniones de oración, en medio de una crisis que es un laberinto de puertas cerradas… menos una, la del cielo.

En los días siguientes hubo encuentros similares en el centro financiero de Nueva York, y al comenzar el jueves se oró en oficinas de los bancos Merrill Lynch, Goldman Sachs, JPMorgan Chase, Citigroup, Morgan Stanley y Deloitte, instituciones financieras consideradas por algunos como la roca de los siglos en el campo de las finanzas se volvían a la roca de los siglos en la eternidad.

¿EL DUEÑO DE MI DESTINO?

Rice aseguró que el impacto emocional que se está produciendo en los inversores y operadores de bolsa se corresponde con las actitudes descritas en medio de la crisis por el director ejecutivo de una de las grandes compañías: “Hay un concepto de: ‘Yo soy el dueño de mi destino y trabajo 18 horas al día para obtenerlo’. Pero luego sobreviene esta crisis que nos quita ese control que creíamos tener. Esta debe ser la primera vez en nuestras vidas en que quedamos descolocados de semejante modo. Nuestras principales referencias en la vida han desaparecido en 15 minutos”.

https://i0.wp.com/ceirberea.blogdiario.com/img/wall-street2.jpg

El temor y el pánico continúa en Wall Street que enfrenta la peor crisis financiera global desde la Gran Depresión de 1929.


CAÍDA LIBRE PARA LAS OFRENDAS

Pero los que también quedan descolocados son las iglesias y organizaciones cristianas por las caídas de los compromisos de apoyo económico, ofrendas y donaciones.

Por ejemplo, el campamento Silo Bible Camp, en New Jersey, recibió cancelaciones de la mayoría de las reservas que tenía. El ex alcalde de la ciudad de Filadelfia, Wilson Goode, estimó que “durante un largo plazo va a haber menos dinero para las congregaciones, instituciones religiosas y programas sociales”. Un pastor informó que esta semana un donante canceló una ofrenda por 150 mil dólares, aunque se espera que las ofrendas semanales de los miembros de las iglesias locales se mantengan estables al menos por ahora.

“SANIDAD Y AVIVAMIENTO”

Pese a todo, hay quienes piensan que la crisis tendrá un lado positivo. “Para ser honestos, estoy orando para que Dios traiga sanidad y avivamiento”, señaló el pastor de la New Horizon Church, Mike Faulkner.

Recordó que durante el crack de 1929, la Central Baptist Church en el barrio neoyorquino de Manhattan albergó a personas que habían perdido su casa. “La iglesia debería estar disponible de todas las maneras posibles para la gente en Wall Street que tal vez nunca pensó demasiado en Dios anteriormente”.

Pier, del New York Leadership Center, consideró que “Dios puede utilizar esta situación como lo hizo en el avivamiento de oración de Layman’s que comenzó en Wall Street y que llevó a la gente a un reconocimiento nuevo y fresco de nuestra absoluta dependencia de su gracia y amor”.

Noticia Relacionada:

La caída del dólar está afectando los proyectos misioneros que dependen de EEUU

Anuncios

Una respuesta

  1. Que DIOS bendiga a millones de norteamericanos, víctimas de esta crisis finaciera. Les saluda el Pr. Ubaldo Tejada Guerrero, de la Iglesia “Jesús en acción” (jesusenaccion.blogspot.com). Efectivamente como pastor solamente tenemos que pasar la palabra de Dios por los hechos históricos, para darnos cuenta que el mandato de DIOS al entregarnos su creación es para liderarlo “…en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra; y en todo animal que se arrastra sobre la tierra” (Génesis 1:26). Es decir para administrarlo, no para apropiarse, ni para sojuzgar a nuestro prójimo. La caída de los mercados bursátiles norteamericanos, y la elección de un Presidente como Obama, son hechos que deben llevar a los norteamericanos a dejar viejos paradigmas que reemplazaron la fuerza de los principios cristianos por la fuerza humana para justificar la obtención de la riqueza. Se olvidaron que de DIOS es todo, y que en minutos puede cambiar el curso de la historia, sin considerar lo poderoso y sabio que en nuestra propia opinión podamos ser.

    Es muy especial lo que sucede con las ofrendas y diezmos, que se redujeron a un ritual fiduciario, como si a DIOS le interesara el amor al dinero, por ello la Sociedad Bíblica Peruana en el 2006, sacó un interesante fascículo con motivo de las elecciones 2006, que decía entre otras cosas: “Los pobres son objeto de la preocupación particular de DIOS en las Sagradas Escrituras. Y la justicia normalmente está al lado de ellos” (Isaías 10:1-3). Decimos que DIOS actúa en los límites, cuando una persona se quiebra de corazón y sin fingimiento, es cuando ÉL actúa, ojalá que los “amantes del dinero” no persistan en sus pecados, se arrepientan y laven sus ropas, para presentarse ante el juicio de DIOS, no como oídores de palabra, sino como hacedores del amor al prójimo.
    Finalmente el “efecto sal” en la sociedad de Wall Street será para preservar de la corrupción, como agentes de DIOS, no de las bolsas, para preservar la verdadera moral en la sociedad, tal como lo soñó Abraham Lincon y Martin Luther King, para mostrar el carácter de Cristo en cada uno de los “amantes del dinero”.

    El “efecto luz” lo logramos inculcando en la sociedad norteamericana los principios Bíblicos porque Él dice: “Y si alguno quitare de las palabras del libro de la profecía. DIOS quitará su parte del libro de la vida, y de la santa ciudad y de las cosas que estan escritas en este libro” (Apocalipsis 22:19). No nos olvidemos que Dios gobierna a través de una sociedad de personas de carácter moral que no debe estar desligada de la economía; y en cual es bienaventurado el político que trabaja para el bien común y no para su propio bien.

    Es un gran reto para la sociedad norteamericana, pero no importa de que época se trate, la grandeza de cualquier hombre sólo está en DIOS. Aquí cuenta el esfuerzo y valentía de Josué, que pudo hacer lo que Moisés no pudo lograr, porque tenía al DIOS de Moisés. Dios no hace pactos, con quienes pretenden maldecir a su pueblo.

    Bendiciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: